Las protestas violentas que se desarrollaron en el estado Trujillo hace unos meses trajeron como consecuencia destrozos a la vía pública y a obras patrimoniales, de las cuales no escapó la casa de Ramón Palomares, destacado poeta venezolano del siglo XX. En consecuencia, la Fundación Editorial Escuela El perro y la rana (FEEPR) de la mano con el muralista Pablo Pérez Riesco, “KalaKa”, se dieron a la tarea de borrar, con un mural que hace honor al legado cultural dejado por Palomares a la humanidad, las huellas del odio y la intolerancia que afectaron esos espacios.

 

 

Con un recital de poesía inició el pasado sábado 26 de agosto la presentación de la obra en homenaje al poeta trujillano. La actividad tuvo lugar en la comunidad de Escuque, estado Trujillo, y contó con la participación del artista creador del mural KalaKa, representantes del Gabinete Cultural, del Instituto de Patrimonio Cultural, activadores culturales del estado y representantes de nuestra casa editorial.

Gustavo Villarreal, operador general del municipio Escuque y parte del Gabinete de Cultura del estado, comentó: “Estamos aquí para mostrar el trabajo que ha venido realizando el equipo de El perro y la rana en homenaje al poeta Ramón Palomares. Hoy la actividad comienza con un recital de poesía con la vida y obra de Ramón, a cargo de los poetas del municipio y parte del equipo del movimiento de literatura local Ojo de los Sueños, además, algunos poetas leerán textos de Ramón”.

 

 

“La pared tomó vida. Prácticamente uno mira el mural y la nostalgia lo invade de inmediato, porque Ramón Palomares siempre salía por este portón, que anteriormente era de madera, y cuando lo hacía casi siempre llevaba su morralito de ideas para ir a pasear por todo Escuque, lo que pintó el muralista como una casita que parece un morral”, expresó Hugo Sánchez, sobrino del poeta. También hizo referencia a que KalaKa reflejó en el mural las obras más emblemáticas de Palomares. “Él está pintando el poema del poeta y la naturaleza también se mete para aportar ahí al representar en una bola de oro gruñil a la diosa Ikari. Me siento muy emocionado, yo escribí una elegía para Ramón, es como una remembranza de mí hacia el poeta y del poeta hacia nosotros”.

“Palomares no solo fue el poeta de la belleza, sino también de lo político, comprometido socialmente, un militante de izquierda siempre, no le tuvo miedo a la muerte sino que la enfrentó a punta de poesía, con la palabra, con la claridad, con el amor. Pensando en esto, Giordana propuso: ‘¿Y si hacemos un mural allí?, es más voy a hablar con KalaKa’, él aceptó y ha estado encantado haciendo esta belleza, este regalo no solamente para Ramón Palomares, sino que en su memoria honramos también al pueblo que lo vio nacer, a la casa que lo vio crecer”, expresó Alejandro Silva, director ejecutivo de la FEEPR.

 

 

Por su parte, KalaKa, en su explicación de lo que la pintura representa, dijo: “Ha sido un ejercicio hermoso intentar que en las imágenes esté representado el espíritu de celebración a la vida desbordante, que tiene con su amor a la naturaleza, a su tierra, su páramo, a su casa, a su infancia, a la memoria de su pueblo y a su memoria personal. Con este mural, se ha intentado lograr que ocurra esa especie de fiesta poética que genera Palomares a modo de imágenes visuales al entrar en sus libros”.

Donde la violencia intenta hacer estragos, el pueblo construye cultura y enaltece el legado de amor ancestral que corre por sus venas.

Si deseas ver los detalles de esta obra síguenos en @perroyranalibro en Twitter,  @Editorialelperroylarana en Facebook y por Editorial El perro y la rana en Youtube.

Editorial El perro y la rana | Mural en homenaje a Ramón Palomares YouTube play
(T/Prensa/FEEPR)
Compartir: Share on FacebookGoogle+Tweet about this on Twitter

Comentarios sobre “El perro y la rana inaugura mural en la casa de Ramón Palomares en Escuque

  1. Benigno Barazarte

    ¡Excelente iniciativa! Felicitaciones a: KalaKa, Giordana, a Hugo Sánchez -con quien compartimos la despedida terrestre del poeta en Mérida y quien ante la misma se volvió pájaro de los siete colores ahora aéreo y trashumante… rumbo a la 7ma Bienal Nacional Ramón Palomares Octubre 2017 en Boconó. ¡¡¡Los esperamos!!!

    1. Comunicaciones

      Así es compañero, en sus alas nos volveremos a reunir en octubre…

Deja un comentario